• Inicio

Enfermeras oscenses

En su XXI edición, el Premio CADIS (Coordinadora de Asociaciones de Personas con Discapacidad) Huesca ha recaído en los profesionales sanitarios de la provincia por su labor y dedicación durante estos meses de pandemia. Un galardón que han recogido los presidentes de los Colegios de Enfermería y de Médicos de Huesca, Carmen Tosat y José Borrel, respectivamente.

Como ha subrayado el presidente de CADIS Huesca, Francisco Ratia, este reconocimiento es “una muestra humilde de agradecimiento a las personas que han estado en primera línea trabajando, atendiendo y cuidando a las personas afectadas por COVID-19, especialmente a aquellas con discapacidad y dependencia”.

Estas personas, ha explicado Ratia, tienen una conexión y un vínculo muy estrecho y una gran dependencia del personal que atiende los servicios de salud “y en situación de pandemia, todavía más, especialmente las que viven en colectividades como residencias, donde están muy sensibilizados con este tema. Su agradecimiento al personal sanitario viene también de primera línea”.

El premio, que se había dado a conocer ya el pasado 3 de diciembre, no pudo ser entregado hasta hace unos días, 10 de febrero. El acto de entrega contó con la presencia del presidente de CADIS Huesca y de Marta Peña, gerente de la misma.

La presidenta de las enfermeras oscenses, Carmen Tosat, no quiso dejar pasar la oportunidad para agradecer esta distinción: “Es un reconocimiento muy importante, se agradece muchísimo porque se está haciendo un esfuerzo enorme; este premio es como una palmada en la espalda, un empujón para trabajar mejor”, afirmaba.

Por su parte, José Borrel corroboró sus palabras: “es un premio muy merecido, sí, porque en la sanidad, tanto pública como privada, estamos trabajando muchísimos profesionales: auxiliares, celadores, telefonistas, administrativos, cocineros, pinches, conductores, farmacéuticos… tanto en Atención Primaria en los Centros de Salud como en los hospitales, en el 061… una gran cantidad de profesionales -pido perdón a los que me he dejado- y somos muy conscientes de que sin esta colaboración y este trabajo en común no sería posible estar funcionando como lo estamos haciendo. Recibimos nosotros este premio, pero es suyo”.

En esta misma línea, Carmen Tosat añadía: “nos llaman héroes, pero es nuestro trabajo, elegimos esta profesión. Nos hemos entregado a fondo y hemos tenido muchísimo miedo, como cualquier ciudadano, a la hora de enfrentarnos a algo que no sabíamos lo que era. Hemos tenido miedo por nosotros, por nuestras familias… Así que sí: todos los profesionales de centros, de residencias, de hospitales, etc., etc… todos se merecen este premio porque nunca hemos afrontado algo así. No nos lo esperábamos, ha sido y es tremendo”.

Durante la entrega, no faltaron palabras de elogio al comportamiento y capacidad de resiliencia de las personas con discapacidad y dependencia y es que, para ellos, “afrontar esta crisis sanitaria está siendo todavía más difícil que para el resto de la sociedad. Tienen mayor riesgo de contraerlo – por ejemplo, las personas con Síndrome de Down, tal y como demostramos en un informe que fue publicado por la revista médica británica The Lancet- y son más vulnerables y frágiles. Hemos de estar ahí y ahora toca estar pendiente de su vacunación y la de sus cuidadores”, señalaba Borrel.

Por su parte, Tosat ponía el acento en cómo “el uso de las mascarillas, los desplazamientos, los confinamientos, la falta de contacto humano, no poder darse un abrazo…” estaba siendo aún más duro en estos casos. “Sí, sin duda, para las personas con discapacidad esta situación ha sido aún más difícil”, concluía.

Contenido revisado en Enero de 2021
Política de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas y publicitarias, propias y de terceros, que tratan datos de conexión y/o del dispositivo, así como hábitos de navegación para facilitarle la navegación y personalizar publicidad. Ten en cuenta que si las rechazas, no podrás usar todas las funcionalidades del sitio web.