Málaga se reúne con la Delegación de Salud para solicitarle mejoras en la profesión que repercutan en la calidad de vida de la población

Un grupo de representantes del Colegio de Enfermería de Málaga, compuesto por jóvenes, miembros de la Junta de Gobierno y jubilados acudían el pasado 17 de noviembre a la cita convocada por la Delegación de Salud para escuchar a los profesionales y trabajar juntos para mejorar la situación de crisis que atraviesa el Sistema Andaluz de Salud. A la cita acudían también el Delegado de la Junta, José Luis Ruiz Espejo, y el Director Gerente de los Hospitales Regional y Clínico, Emiliano A. Nuevo.

El ahorro de los recortes, las no coberturas de las reducciones, la falta de relevo generacional y por tanto una no traslación del conocimiento, la ratio de enfermeras por habitante muy por debajo de la media europea (825 por cada cien mil habitantes frente a 546 a nivel nacional), la pérdida de talento o el crecimiento del sector privado con contrataciones a bajo coste, son algunos de los problemas que los enfermeros pusieron sobre la mesa.

“No se ha contado con los profesionales y esto ha hecho más difícil la situación. Nuestro propio colegio en su carta a la anterior Consejera de Salud en 2014 no ha recibido respuesta a demandas profesionales que tienen que ver con la contratación, la investigación o las especialidades de enfermería”, afirmaba el presidente del Colegio de Enfermería de Málaga, Juan Antonio Astorga.

La importancia de la contratación de más profesionales para soportar la carga de trabajo y realizar mejor sus cometidos, versó durante toda la conversación. Los más veteranos dieron cuenta de “cómo se había mermado los recursos durante su última etapa laboral y cómo se ha provocado una desafección de los enfermeros dentro el sistema sanitario público”, paradójicamente en una profesión mayoritariamente vocacional para el colectivo.

“El sistema sanitario sigue orientado a la atención en fase aguda mientras aumenta la cronicidad y dependencia. Más medicalización de los problemas de la salud pero menos cuidados y menos profesionales para cada vez más personas que los necesitan. El no abordaje de la reducción de reingresos hospitalarios, la no depuración previa de las urgencias en procesos crónicos deficientemente atendidos, provoca un colapso del sistema y la necesidad de un nuevo enfoque que se adapte a los ciudadanos”, aseguraba Astorga durante su intervención.

Los más jóvenes pusieron en valor la formación recibida, tras el Grado, los másters y cursos, para después acceder a contratos de Navidad o verano en el sistema público en el mejor de los casos, o contratos en prácticas, incluso, en la empresa privada. Esto obligaba en muchos casos a “buscar una estabilidad y un reconocimiento en otros países donde la contratación de enfermeros es diaria” y los españoles son muy valorados por su bagaje práctico durante su etapa de aprendizaje.

Propuestas para el cambio

La reunión no solo planteó cuestiones pendientes para mejorar el sistema de la mano de los profesionales, sino que también el Colegio quiso proponer medidas concretas para cambiar la situación. Por ejemplo, la dotación de enfermeros hasta alcanzar la media estatal, puesto que Málaga se encuentra a la cola con una ratio de 328 enfermeras por cada mil habitantes según los datos del Informe del Consejo General de Enfermería de 2015.

También se habló del retorno de los emigrados que lo deseen con una mayor estabilidad y menos rotación; así como una discriminación positiva para enfermeras con dependientes a su cargo, ya que el colectivo está integrado por una mayoría amplia de mujeres, que o bien son madres o bien se encargan del cuidado de familiares en muchos casos. Difícil conciliación.

Fomentar la sinergia con la UMA, el Sistema Sanitario y el Colegio profesional con implantación de modelos de prácticas avanzadas en Enfermería que aborden adecuadamente la cronicidad y se fortalezca la estrategia de cuidados dentro del Sistema Sanitario, sin dejar de intensificar la investigación que lleva a la eficiencia y mejores resultados en salud y calidad de vida de los pacientes.

Se recordó también la reivindicación de la creación de la categoría de enfermeros para especialistas: Enfermería Familiar y Comunitaria, Salud Mental, Enfermería del Trabajo y la implantación de la figura de la enfermera escolar.

La delegada de Salud de la Junta de Andalucía, Ana Isabel González, concluía la cita con la invitación a participar en una mesa profesional sobre la Sanidad en Málaga que concretará medidas a poner en marcha consensuadas con los profesionales sanitarios.

Contenido revisado en Enero de 2022.
 © Consejo General de Enfermería 2022
Política de cookies

En cumplimiento del Reglamento (UE) 2016/679 General de Protección de Datos, CGE le informa del uso de cookies técnicas y analíticas, propias y de terceros, que tratan datos de conexión y/o del dispositivo, así como hábitos de navegación para mejorar nuestros servicios. Puede “rechazar cookies”, en cuyo caso, únicamente se instalarán las cookies técnicas necesarias para el funcionamiento de la página web. Puede obtener más información en nuestra Política de Cookies.