El 90% de las enfermeras de Castilla y León no se sienten reconocidas por la Administración

ESTUDIO DE LA PROFESIÓN ENFERMERA EN CASTILLA Y LEÓN

“Hay indicadores que muestran que hay que cambiar el modelo de atención en salud y las enfermeras tenemos que incidir en eso”. Así de rotundo se ha mostrado Alfredo Escaja, presidente del Consejo de Colegios Profesionales de Enfermería de Castilla y León, durante la presentación de un macroestudio que muestra que el 90% de las enfermeras de Castilla y León no se sienten reconocidas por la Administración.

En el estudio han participado 1.800 enfermeras de las 17.000 que hay en la comunidad lo que le convierte en el más amplio realizado hasta ahora y ofrece un diagnóstico sobre los restos del sistema. “Queríamos evaluar tanto la percepción que tienen las enfermeras del sistema sanitario de Castilla y León como la población de estas profesionales; y esperamos que este estudio nos permita realizar una planificación estratégica y una propuesta de soluciones al sistema sanitario”, expone Escaja. “Además, esta falta de reconocimiento también se revela en que actualmente Castilla y León es la única Comunidad Autónoma donde no hay ninguna enfermera en la Gerencia Regional de Salud en puesto de gestión con capacidad de toma de decisiones y eso repercute directamente en el desarrollo enfermero y se desaprovecha el talento”, agrega el presidente.

Durante el estudio se han planteado varios temas como el envejecimiento de la población, el índice de reposición o la conciliación de la vida laboral con la familiar, entre otros. “Los datos muestra que los enfermeros no están motivados porque no se sienten valorados. La conciliación es otro tema que les preocupa. De hecho, el estudio muestra que un 31% ha tenido que solicitar el permiso sin sueldo para conciliar”, añade Escaja.

Reconocidos por la población

En cambio, del estudio también se desgranan datos positivos. Más del 60% de las enfermeras manifiestan ser valoradas por los pacientes. Además, los cuidados y la atención personal de la enfermería es el segundo aspecto más valorado por los usuarios de Castilla y León (con un 7,68, frente a la media nacional que es de 7,48 ), solo por detrás del equipamiento y los medios tecnológicos (con un 7,88). El 82% de las profesionales volvería a ser enfermera si tuviera que repetir.Bien formados

Otro dato que arroja el estudio es que la enfermería de Castilla y León es de las más formadas de España, ya que el 38,11% de las enfermeras son graduadas. Además, 1 de cada 4 quiere ser enfermera especialista y 1 de cada 2 desea realizar un máster o posgrado relacionado con su profesión.

“Estos datos muestran el compromiso de las enfermeras con su profesión, la sociedad y la mejora de la calidad con el sistema sanitario, lo que sorprende ante la falta de reconocimiento por parte de la Administración, como muestra el estudio”, señala el presidente del Consejo de Enfermería de Castilla y León.

Ante esta situación, el Consejo de Colegios Profesionales de Enfermería de Castilla y León advierte de que es necesario un cambio de modelo de atención para garantizar la sostenibilidad del sistema sanitario: “es preciso evolucionar del curar al cuidar y en la promoción de la salud como pilares del sistema, donde la Enfermería debe tener un papel protagonista y eso supone cambios en la organización del trabajo”, señala Alfredo Escaja. ”El modelo actual, centrado en la curación y los hospitales no responde a las necesidades de la población actuales”, agrega.

Contenido revisado en Enero de 2022.
 © Consejo General de Enfermería 2022
Política de cookies

En cumplimiento del Reglamento (UE) 2016/679 General de Protección de Datos, CGE le informa del uso de cookies técnicas y analíticas, propias y de terceros, que tratan datos de conexión y/o del dispositivo, así como hábitos de navegación para mejorar nuestros servicios. Puede “rechazar cookies”, en cuyo caso, únicamente se instalarán las cookies técnicas necesarias para el funcionamiento de la página web. Puede obtener más información en nuestra Política de Cookies.