Martes, 26 Julio 2016 13:17

El apoyo a víctimas de violencia de género en Marruecos empieza a dar resultados

Escrito por

La Constitución marroquí reconoció la igualdad entre hombres y mujeres en 2011, sin embargo, esto no ha ayudado a que aumenten los índices en torno a la igualdad de género. Actualmente, el país del norte de África ocupa el puesto 139 en cuanto a la brecha de género de una lista de 145 países según el índice global de brecha de género del Foro Económico Mundial.

Aun así, hay motivos para la esperanza. En su lucha por reducir la desigualdad de género, en el país vecino se han implantado programas para animar a todas las instancias públicas a tener en cuenta las necesidades específicas de hombres y mujeres a la hora de planificar, entre otros, el gasto público. Esta medida incentiva la realización de presupuestos con enfoque de género por parte de todos los organismos públicos. Por otro lado, también se han tomado medidas específicas de ayuda a las mujeres que sufren violencia de género: se está fomentando tener en los hospitales unidades especializadas para la atención de víctimas de violencia machista, donde se les da tanto apoyo sanitario como psicológico.

Para que estas iniciativas sean un éxito, la ayuda de organizaciones como Enfermeras Para el Mundo (EPM) resulta imprescindible. La ONG ha terminado un proyecto en Tánger-Tetuán con un balance positivo y tangible. Antes de comenzar el proyecto, las unidades del servicio público de salud marroquí de la Región de Tánger-Tetuán registraron que tan sólo 25 mujeres habían acudido a estas unidades. A finales del año 2015, los datos indican que 1.349 marroquíes se han registrado y han sido atendidas por las unidades de atención a las víctimas de la violencia de los servicios hospitalarios que EPM y varias agencias de Naciones Unidas han apoyado en la región del norte.

¿Cómo se ha conseguido?

El proyecto, que ha contado con la subvención de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID), ha centrado su ámbito de trabajo en diferentes aspectos fundamentales para contribuir a un objetivo: reducir la discriminación de género en Marruecos. El Ministerio de Salud tenía deficiencias a la hora de registrar en las unidades especializadas en violencia de género los casos atendidos, por lo que se creyó necesario “realizar formaciones al personal sanitario para rellenar los formularios de registro de las pacientes, enseñándoles a desagregar por sexo estos formularios introduciendo datos concretos sobre las mujeres, como su edad o número de hijo/as, lugar de procedencia…”, informan desde EPM.

Además, el proyecto dotó con ordenadores dichas unidades y gracias a ello “se cuenta a partir de ahora con mucha más información sobre las mujeres que acuden a los centros, lo que permite desarrollar acciones específicas teniendo en cuenta la región de la que proceden y edad de las mujeres que sufren este tipo de violencia,” explican desde EPM. Pero el proyecto no se ha basado únicamente en atención sanitaria. Además, se ha contado con el inestimable apoyo de una plataforma tangerina, REC (Red Espacio Ciudadanía), formada por un nutrido grupo de asociaciones preocupadas por la situación de la mujer en Marruecos —muchas de ellas, del ámbito de la abogacía—que han impartido sesiones y charlas informativas sobre derechos humanos e igualdad entre el hombre y la mujer en colegios e institutos a escolares y adolescentes y también a otras entidades y colectivos de Tánger. De esta manera, en los casi tres años que ha durado el proyecto han participado en dichas sesiones más de un millar de adultos, y 1.181 adolescentes. EPM sigue trabajando en esta iniciativa que está contribuyendo a mejorar las condiciones de vida de estas mujeres.

MARINA VIEIRA / ROSA BARRERA

Contenido revisado en Junio de 2021
 © Consejo General de Enfermería 2021
Política de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas y publicitarias, propias y de terceros, que tratan datos de conexión y/o del dispositivo, así como hábitos de navegación para facilitarle la navegación y personalizar publicidad. Ten en cuenta que si las rechazas, no podrás usar todas las funcionalidades del sitio web.